COMARCA DEL ARANDA. ZARAGOZA. ARAGÓN.

Estás en: Actualidad > Noticias

  • Imprimir
  • Aumentar tamaño de letra
  • Reducir tamaño de letra

El Museo de Zaragoza presenta la restauración de siete cascos celtibéricos de Aratis

  • Compartir en:

Aragon hoy 01.07.2021

El Museo de Zaragoza ha abierto hoy una pequeña exposición para mostrar a todos los visitantes los siete cascos celtíberos recuperados tras el expolio del yacimiento de Aratis, en Aranda de Moncayo. Desde hoy, una vitrina con siete piezas excepcionales que sirven como instrumento para explicar la sociedad celtíbera se suman a la rica colección de arqueología celtibérica que posee el museo, integrándose en su sección de Arqueología. El presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, ha sido el encargado de descubrir este nuevo espacio museístico, que se ha documentado con grafismos, un audiovisual y textos ilustrativos de su función, significado y contexto histórico arqueológico. De esta manera, los cascos quedan integrados en la exposición permanente de la sección de arqueología del Museo de Zaragoza, gracias al trabajo conjunto para su recuperación efectuado por la Embajada de la Unesco en París, el Ministerio de Cultura, el Gobierno de Aragón y otras instituciones y, tras el depósito realizado por Christian Levett, fundador del Museo de Arte Clásico de Mougins, donde se encontraban expuestos previamente. Este coleccionista decidió donarlos tras constatar que provenían de un expolio acreditado judicialmente y, posteriormente, entregó otro casco en su poder, que resultó ser una copia actual hecha de latón, por lo que no se ha integrado en la exposición.

El presidente Javier Lambán, que ha estado acompañado de la directora general de Bellas Artes, Mª Dolores Jiménez-Blanco, ha recalcado la excepcional colección que ahora se amplía gracias a la apertura de esta nueva sección del Museo. En este sentido, ha manifestado la importancia de conocer el pasado para proyectar el futuro, algo que puede realizarse también gracias a la recuperación de los cascos. “Es obligación del Gobierno –ha manifestado Lambán- ayudar a que la ciudadanía conozca mejor ese pasado y difundirlo y lo sienta suyo. Yo no creo que la historia nos dé derechos, los derechos los da la Constitución, pero la historia nos constituye”.

Dentro de “la apuesta esencial” que el Gobierno de Aragón está realizando por sus Museos, el presidente ha adelantado que la recuperación para el público de estas piezas va a venir acompañada de toda una serie de actuaciones que destacarán más aún su importancia. En este sentido, ha avanzado que se llevará a cabo una gran exposición sobre la cultura celtibérica, que se inaugurará a finales de 2022 y tendrá varias sedes, además de unas jornadas internacionales sobre patrimonio expoliado, que se desarrollará a finales de 2021 y contará con grandes especialistas europeos. Además, la jornada de hoy ha servido también para presentar el libro ‘El retorno de los cascos celtibéricos de Aratis. Un relato inacabado’, una completa monografía de alto valor informativo que repasa las características de las piezas y su relevancia en la historia cultural del mundo celtibérico. Por su parte, el Gobierno de Aragón sufragará también una campaña de excavación en el yacimiento de Aratis, que comienza hoy mismo, y que se centrará en el sistema defensivo de la antigua ciudad.

Lambán ha puesto de manifiesto así el esfuerzo realizado por el Gobierno de Aragón en una ocasión tan importante y ha reeditado su compromiso con la recuperación del patrimonio, como así está explicitado en el Estatuto de Autonomía de la Comunidad, y que en los últimos años ha logrado grandes éxitos con el retorno de los bienes de Sijena, los pertenecientes a la Diócesis de Barbastro-Monzón o los propios cascos que ya puede ver el público.

Asimismo, ha felicitado a todo el equipo del Museo de Zaragoza por el “riguroso trabajo” de análisis de las piezas que se ha llevado a cabo antes de proceder a su exhibición pública.

También ha tenido el presidente unas palabras de agradecimiento para todos los implicados en este “feliz regreso” de los cascos, y se ha detenido especialmente en el Ministerio de Cultura, que además ha impulsado la actuación que ha permitido remodelar el patio y la entrada del Museo -centrada en el vallado y el atrio-, intervenciones que han permitido dotar al espacio cultural de un nuevo aspecto y mejores servicios, y que ha supuesto una inversión cercana a los 500.000 euros.

Por su parte, la directora general de Bellas Artes, ha coincidido con Lambán en que una de las principales misiones de las administraciones debe ser “proteger, conservar, investigar y dar a conocer el patrimonio de nuestro país” y ha reeditado su compromiso con el Museo, tras esta intervención realizada que, en sus palabras, “otorga al conjunto un aspecto más moderno, con una zona de acceso renovado y accesible”.

Respecto a los cascos que ya se pueden ver en el Museo, ha declarado que cada institución debe poner cuanto está en su mano para lograr la recuperación de los bienes culturales y para luchar contra el tráfico ilícito. “Años de investigaciones y acciones judiciales han servido para conseguir que hayan llegado estas piezas que se inauguran hoy”, ha concluido.

Durante la jornada de hoy, el presidente Javier Lambán y la directora general de Bellas Artes han estado acompañados de la subdirectora general de Museos (Carmen Jiménez Sanz) y la subdirectora del Instituto de Patrimonio Cultural de España (Ana Cabrera), a las que se han sumado el consejero de Educación, Cultura y Deporte, Felipe Faci; y los directores generales de Cultura y de Patrimonio, Víctor Lucea y Marisancho Menjón. También han arropado al personal del Museo de Zaragoza, dirigido por Isidro Aguilera, el alcalde de Aranda del Moncayo, José Javier Jordán; el coleccionista Christian Levett; y los coordinadores del libro sobre los cascos: Ricardo González Villaescusa, profesor en la Universidad de París-Nanterre, y Raimon Graells, profesor-investigador en la Universidad de Alicante. 

Precisamente estos dos últimos son los coordinadores del libro que hoy se ha dado a conocer y en el que aparte del análisis de las piezas, se aborda también el periplo sufrido por las piezas desde su expolio a finales de los años 80 hasta su recuperación, acompañado de algunas reflexiones sobre el mercado del arte. Junto a ellos, en la obra participan muchos más expertos como el propio director del Museo de Zaragoza, Isidro Aguilera, técnicos del Departamento y especialistas en el mundo celtibérico.

Un completo programa de actuaciones

La apertura del nuevo espacio dedicado a los cascos coincide en el tiempo con la campaña de excavaciones en el yacimiento de Aratis que comienza hoy mismo y de la que se va a encargar el Departamento de Educación, Cultura y Deporte, con la colaboración del Ayuntamiento de Aranda de Moncayo. El año pasado, durante la pandemia, se realizó un completo Plan de Actuaciones sobre este espacio que por fin puede ahora fructificar en esta campaña que tendrá una duración de un mes y se centrará en el imponente sistema defensivo de la ciudad. La actuación tiene previsto excavar en una de sus puertas monumentales, en dos tramos de muralla y en la gran torre que se levanta en la cota más alta del cerro. El objetivo es conocer estas estructuras, sacar a la luz parte de la ciudad y dar un primer paso para su recuperación y restauración para su visita, comenzando así a devolver a la sociedad parte de los valores de este yacimiento tan maltratado por su expolio.

Asimismo, y con la recuperación de los cascos celtibéricos como leitmotiv, el próximo 10 de diciembre se inaugurará un Coloquio Internacional sobre expolio y tráfico ilícito del Patrimonio Cultural que reunirá en Zaragoza a los principales especialistas europeos en el tema, analizando las redes del tráfico ilícito, así como las estrategias y los procedimientos en la lucha contra esta lacra. Estas jornadas se organizan con la intención de poner en común distintas experiencias y enfoques en la lucha contra el expolio y el comercio ilícito de piezas arqueológicas, implicando a todos los agentes e instituciones concernidas, para diseccionar con detalle el problema y proponer vías de solución reales y prácticas. Está organizado por el Gobierno de Aragón y colaboran la Brigada de Patrimonio Histórico de la Policía Nacional, la Sección de Patrimonio Histórico de la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil y la Universidad de Zaragoza.

Además, se está organizando ya la gran exposición que tendrá lugar a partir de octubre de 2022 sobre la cultura celtibérica, y que llevará por título ‘Guerra, religión y mito’. Una de las particularidades de esta excepcional muestra en la que ya se trabaja es que contará con tres sedes de forma simultánea: los Museos de Zaragoza, de Teruel y el Numantino de Soria, para reforzar el concepto territorial de la cultura celtibérica y sus distintas vertientes, que quedarán reflejadas en los temas que contiene el título. Asimismo, la muestra difundirá la importancia del yacimiento de Aratis (Aranda de Moncayo, Zaragoza) con una muestra complementaria en la propia localidad de Aranda.

Un complejo proceso

El director del Museo de Zaragoza, Isidro Aguilera, ha explicado cómo el centro ha realizado un complejo proceso técnico y multidisciplinar para determinar la veracidad de las piezas y poder explicar así a la ciudadanía con total seguridad su procedencia. El ingreso de las nuevas piezas, como con cualquier nueva adquisición museística de tanta relevancia, ha exigido la aplicación de protocolos previos para determinar su estado de conservación y su grado de autenticidad. En el caso de los cascos celtibéricos de Aratis, estos estudios han sido imprescindibles y de gran rigurosidad, ya que proceden del expolio y el tráfico ilícito de bienes arqueológicos. 

El protocolo del Museo se ha centrado en:

1. Una documentación fotográfica exhaustiva

2. Examen macroscópico para determinar sus características y detectar patologías

3. Documentación bibliográfica para ayudar a su contextualización histórica

4. Fotografía con luz ultravioleta, que detecta pigmentos ajenos a la pátina natural

5. Radiografías para determinar qué partes del casco son metálicas y las diferentes densidades del metal. También aportan información sobre los diversos fragmentos que los componen y las técnicas empleadas para su ensamblado

6. Análisis por fluorescencia de rayos X, que indican qué tipo de aleación contienen las diferentes partes de los cascos y la proporción de cada metal empleado. Se han tomado un total de 50 muestras.

Los resultados del trabajo en los siete cascos entregados por el Ministerio de Cultura -no así del octavo que se recibió posteriormente- han determinado que las piezas han sufrido intervenciones con el ánimo de dotarlas de un aspecto lo más parecido al que tendrían en la época. Se trata de una reproducción moderna que sí tiene partes de bronce binario, empleado por los celtíberos.

Además, Aguilera ha informado de que al Museo han llegado en las últimas semanas otros dos cascos donados por dos particulares, uno de Zaragoza y otro de Barcelona, de los que se está realizando la correspondiente analítica para comprobar su aleación y grado de reintegración. A este respecto, ha señalado la importancia que ha tenido el hecho de haber hecho público el retorno de las piezas que se conservaban en Francia para que aquellos que tenían uno en propiedad lo devuelvan ahora al Estado.

Más noticias Leer más noticias del área Patrimonio Cultural y Tradiciones Populares

Más noticias Leer más noticias de Aranda de Moncayo

Actualidad

Buscar noticias

Puede buscar las noticias anteriores. Introduzca el fecha, área y/o texto y pulse [Buscar]:

Elige dia

Boletín Comarcal

Suscríbase al boletín y reciba en su correo electrónico toda la actualidad Comarcal:

Manténgase informado
RSS. comarca de Aranda de Dª Godina Toda la actualidad de la Comarca.